SEREMOS CAPACES DE CUIDARLOS? thumbnail

SEREMOS CAPACES DE CUIDARLOS?

  ·   Ir a comentarios

Con apenas un par de horas de pesca por delante, el sábado me encontré con una grata sorpresa a sólo 20 minutos de la guardería…

POR VÍCTOR DE VÍCTOR

Por compromisos tomados con antelación, no estaba planeada una jornada de pesca. Precisaba hacer una prueba en nuestra embarcación y si quedaba un rato, aprovechar la versatilidad y practicidad de tener una caña de 4 tramos como la Tech Quattro, y un bolsito a bordo con lo indispensable para realizar luego del trabajo una “pesca express”.

Para ello navegué sólo unos minutos hasta el arroyo Ingeniero Leber, reducto cercano para este tipo de pescas, brillante opción para quienes guardamos en la zona de Dique Luján.

Probé un rato con los señuelos pero el agua estaba muy oscura para estos menesteres. Por lo que coloqué un sencillo y liviano aparejo de flote al que encarné con mojarras obtenidas en el mismo lugar, en procura de alguna tararira o doradillo que anduviera por esos lares.

La sorpresa fue magna cuando a los pocos minutos obtuve el primer cachorro de surubí pintado (Pseudoplatystoma corruscans). Luego otro, y otro más. Hasta que llegó la hora de regresar. Obviamente todas las capturas fueron devueltas al agua.

Poco tiempo para tamaña sorpresa, menos de 3 horas pescando y una reflexión que se hace inevitable.

El surubí es uno de los gigantes de nuestras aguas, y de hecho, es factible obtenerlos en el delta del Paraná, pero es evidente, que en esta temporada se está pudiendo pescarlos con inusual frecuencia.

Ante la presencia de estos maravillosos peces, atípica por cierto, seremos capaces de cuidarlos?

readers comments




225 views